Pronombres, determinantes y números en alemán

Continuamos las entradas sobre el alemán y el español comparando un poco ambos idiomas y contando cosas sobre diferentes aspectos gramaticales básicos.

Pronombres
El pronombre demostrativo coincide con el determinado en nominativo y acusativo. En español los demostrativos tienen formas para neutro, masculino, femenino y dos formas de plural, y existen dos clases: con flexión (este, ese, aquel, tanto, tal) y sin flexión (aquí, ahí, allí, acá, allá, así, ahora, entonces, ayer, hoy, mañana, tanto/tan). Los demostrativos permiten realizar divisiones en diferentes distancias.

El pronombre indeterminado es igual que el indeterminado en nominativo pero cambia en acusativo en su forma masculina y neutra ein-einer, ein-eins. Su forma de plural en ambos casos es welche y el pronombre indeterminado negativo coincide con el determinante negativo en singular y plural en ambos casos.

El pronombre posesivo concuerda su raíz en persona, género y número con el poseedor y la terminación con el objeto poseído (meiner, deiner...)

El pronombre interrogativo para personas es wer y wen (Wer ist am Telefon? / Wen hast du da am Telefon?), para objetos o circunstancias se emplea was (Was ist das? / Was braucht er?), el Pronombre interrogativo de situación o posición de algo o alguien es wo (Wo ist Claudia? / Wo ist meine Brille?) y el pronombre interrogativo de dirección de un movimiento es wohin (Wohin soll ich den Mantel hängen?)

Determinantes

Los determinantes posesivos señalan pertenencia y su forma depende de quien posea el sustantivo y la terminación del género y número de lo que se posea (Das ist mein Koffer / Da ist meine Fahrkarte.)

El determinante posesivo tiene diferentes formas para la tercera persona de singular: sein para masculino y neutro, ihr para femenino y la tercera persona de plural. En español los posesivos son determinantes y adjetivos que marcan pertenencia y se clasifican según su posición en la oración, la persona que posee, el género del objeto, el número del objeto y el número de poseedores.

El determinante negativo "kein-" se emplea para negar un nombre (Da ist kein Geldautomat) y tiene las mismas terminaciones que el artículo indeterminado -declinación débil- en nominativo y acusativo pero además tiene una forma de plural (keine). En español equivaldría tanto a no como a ningún.

Los números

Los números cardinales en alemán se escriben seguidos, sin espacio entre ellos, intercambiando lo que en español sería la posición de las unidades y las decenas, y tienen las siguientes terminaciones: del 13 al 19 terminan en "-zehn" y del 20 al 99 en "-zig".
24 = Vierundzwanzig
42 = Zweiundvierzig 
345 = Dreihundertfünfundvierzig
999 = Neunhundertneunundneunzig

En español poseen formas segmentables. Los múltiplos de diez terminan en "-nta" salvo el veinte. Del 16 al 29 se escriben como una única palabra -dieciséis-  y del 30 al 99 en palabras distintas unidas por la conjunción "y".

Los ordinales siguen una fórmula distinta: hasta el 19 terminan en "-te" (der zweite, der vierte), desde 20 terminan en "-ste" (der zwenzigste, der einundfünfzigste) y tres cifras tienen formas irregulares (der erste, der dritte, der siebte.) En español expresan lugar que ocupa un elemento en una serie o jerarquía. Para las decenas terminan en "-gésimo", "-centésimo". Milésimo, diezmilésimo, cienmilésimo y millonésimo.

Bibliografía
Castell, Andreu (2008). Gramática de la lengua alemana: explicaciones y ejemplos, Editorial Hueber.
Pascual Aubá, Inmaculada (2006). Lagune 1 Glosario XXL: Deutsch-Spanisch / Alemán-Español, Ismaning, Hueber Verlag.
Real Academia Española (2010). Nueva gramática de la lengua española: Manual, Madrid, Asociación de academias de la lengua española.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Jornada de mesas abiertas de Other Selves en Generación X

Elfas oscuras de Sukubus Studio

Incómodos invitados: no los querrás en tu casa